¿Qué precauciones debes tener en cuenta tras la colocación de tu implante dental?

Los implantes dentales son el tratamiento de preferencia cuando se trata de sustituir una pieza dental, no sólo por el alto porcentaje de éxito de esta intervención (que supera el 98%) sino porque el paciente experimenta la sensación de que ha recuperado su propia pieza, olvidándose muy a menudo de que se le ha colocado una prótesis. Tal es la comodidad funcional del implante dental.

Sin embargo, el hecho de que los dentistas de nuestra clínica  garanticen un buen trabajo, ello no implica el pasar por alto los cuidados necesarios posteriores a la colocación de un implante, porque son la clave del éxito a medio y largo plazo.



Estas son las precauciones que debes tener en cuenta:

  • Respetar la agenda de revisiones establecida por tu dentista: aunque te sientas perfectamente y creas que todo está bien, no debes saltarte las revisiones previstas, porque la evaluación de los especialistas es la principal garantía del adecuado progreso de esta cirugía.
  • Higiene bucal: Es muy importante cumplir con la higiene bucal de manera regular. Es algo sabido, pero que resulta especialmente importante cuando se trata de los días y semanas posteriores a la colocación de los implantes dentales. Recordemos que el proceso de unión de los materiales usados en el implante con el hueso vivo (osteointegración) tomará su tiempo, de modo que resulta imprescindible extremar la higiene bucal en ese periodo para favorecer este proceso.
  • Evitar el consumo de tabaco: Aunque la persona acostumbre fumar, el uso del tabaco en días posteriores a la colocación de un implante, es muy pernicioso ya que el humo del tabaco retrasa el tiempo de cicatrización y aumenta de manera considerable los riesgos de infección. Por eso....¡no fumes tras la colocación de un implante dental!
  • Controlar el sangrado: Es hasta cierto punto normal un poco de sangrado en la zona, si te ocurre, puedes morder un trozo de algodón, si se llena de sangre lo echas a la basura y usas otro trozo pequeño, no debe alarmarte esto, hay que esperar el proceso normal de cicatrización que, para las encías, puede tomarse su tiempo. Si el sangrado dura más de doce horas, avisa a tu dentista.
  • Una dieta saludable y adecuada: Seguramente tu dentista te dará instrucciones concretas acerca de lo que debes (o no) comer y beber en los días posteriores a la colocación de un implante dental. Apuntar aquí que las primeras horas son especialmente críticas, y debes evitar comer o beber durante las 2 ó 3 horas siguientes a la intervención. Durante los primeros días, se recomienda elegir alimentos blandos y fríos. En general, una alimentación sana, rica en vitaminas y proteínas, favorecerá la cicatrización y osteointegración. Por eso, cuida especialmente tu alimentación tras la colocación del implante.
  • No tocar el implante recién colocado, por más “curiosidad” que sienta, hay que tener extrema precaución, especialmente los primeros días y horas tras la intervención. Puede parecer una precaución lógica, pero no está de más mencionarla.